Vanguardia en Medio Ambiente

Procesos sustenatables
al servicio de la producción
Residuos NO Peligrosos

La cantidad de residuos que genera una industria guarda relación con la tecnología del proceso productivo, calidad de las materias primas o productos intermedios, propiedades físicas y químicas de las materias primas empleadas, combustibles utilizados y los envases y embalajes del proceso.

En IDM el proceso comienza con la clasificación de tipo y análisis de la composición de cada uno de ellos para alcanzar el mejor destino, priorizando siempre la reutilización y reciclado.

Los residuos orgánicos están integrados por los restos biodegradables de plantas y animales.

Los residuos orgánicos de origen interno, generados en el comedor, oficinas, poda y parquización, son compostados en nuestra planta mediante biodegradación asistida. 

ORGÁNICOS

Para el caso de los residuos orgánicos de nuestros clientes, al tratarse de mayores volúmenes, realizamos una clasificación exhaustiva in situ, acondicionamiento y transporte hacia una planta de compost habilitada.

En ambos casos se obtiene la conversion de los residuos en abono orgánico

 

METÁLICOS

Los metales pueden clasificarse en metales ferrosos y no ferrosos.

 

Finalmente, se envía a un reciclador, donde es transformada en materia prima para la fabricación de acero.

Toda la chatarra ferrosa se clasifica y separa en origen. Se acopia transitoriamente en el sector de planta llamado Eco Isla, donde se acondiciona, ya sea por corte, limpieza o aplanado, entre otros.

Los metales no ferrosos se reciben en el sector de Eco Isla para su clasificación y acondicionamiento, separándolos de acuerdo a su composición: aluminio, bronce, cobre, etc.

La chatarra que llega contaminada con residuos peligrosos es incinerada en el horno de tambores para lograr su descontaminación.

Finalmente se comercializan, volviendo al circuito productivo como materias prima.

PLÁSTICOS

 

Los plásticos limpios de embalaje, piezas defectuosas, envases, etc. son compactados y enfardados, para luego ser enviados a un operador habilitado.

Mediante operaciones de molienda, agrumado y extrusión, los plásticos residuales son transformados en pallets para su comercializacion.